Lo que tenés que chequear antes de comprar una casa en Zona Norte

Por IZRASTZOFF 10 Mayo 2018

Lo que tenés que chequear antes de comprar una casa en Zona Norte

Zona clásica, cada vez más diversa, y consolidada en materia de countries y barrios privados, el Gran Buenos Aires Norte siempre atrae. Esa región combina el entorno natural, una buena calidad de vida y servicios propios de una ciudad.

Como en cualquier operación inmobiliaria, a la hora de resolver la compra de una casa en esta parte Norte del AMBA (Área Metropolitana de Buenos Aires), además de ilusión y entusiasmo, se requiere de racionalidad. Es decir, de información necesaria y suficiente para concretar, o no, una operación.

En menos palabras, el comprador, además de contar con el servicio de su broker de confianza, precisa conocer:

  • Aspectos que refieran la calidad del country o barrio cerrado.
  • Nociones básicas acerca de requerimientos legales y gastos asociados.
  • Evidencias de la solidez estructural de la casa a comprar.
  • Certidumbre sobre el estado de las instalaciones de agua, luz y electricidad de la propiedad.

1. Aspectos del country o barrio cerrado

Infraestructura: será prudente conocer antes de la compra el grado de satisfacción de los propietarios del country o barrio privado con respecto a servicios básicos como seguridad, estado de cloacas, tendido subterráneo de electricidad, accesos y caminos internos.

El comprador también deberá ponderar si los amenities y las áreas deportivas y de recreación que ofrece el desarrollo inmobiliario se ajustan a sus aspiraciones, o si se exceden o quedan en falta.

Preguntar al vendedor y al broker sobre estos puntos, y realizar un examen visual y expeditivo sobre estos pormenores impulsará una decisión de compra más segura.

Terrenos: obtener información acerca de la altura de los terrenos es otra pieza fundamental. Además de realizar las preguntas pertinentes sobre si se inundan o no ciertas zonas del country o barrio cerrado, no estará de más pedir permiso para hacer una recorrida un día de lluvia: ello servirá de parámetro para saber si la urbanización presenta espacios inundables o no.

También será importante observar la parquización y los tipos y la antigüedad de árboles que pueblan al country o barrio cerrado, y si su cuidado es el adecuado.

Las arboledas son barreras naturales para el sol y el viento. Pero estas propiedades también dependen de sus especies: hay árboles que dan sombra todo el año y otros que no.

Por su parte, la buena presentación de los parques no sólo aporta valor estético, sino que además impide la presencia de roedores y disminuye la de insectos. Por esa razón será un buen recaudo verificar el mantenimiento de las áreas verdes.

Expensas y morosos: es clave solicitar el resumen de los últimos seis meses de las expensas, para verificar si se dieron gastos extraordinarios y por qué, y para evaluar si ese gasto es excesivo o no, en comparación con lo que se abona en otros countries o barrios privados similares.

Del mismo modo, se torna perentorio saber cuál es el porcentaje de morosos en el pago de expensas. Si el número es alto, ello hará que el gasto en este concepto sea más elevado que lo normal.

2. Aspectos legales e impositivos

Escritura o boleto de compraventa: para llegar a la operación, el vendedor antes debe presentarle al comprador la escritura original con su correspondiente cédula catastral, o, en su defecto, el boleto de compraventa. De ello dependerá que haya sesión de boleto o una escritura traslativa de dominio y posesión.

Planos: de igual manera, es capital que la casa a comprar en un country o barrio cerrado tenga sus planos aprobados por la municipalidad, más la agrimensura al día, que la debe realizar un gestor a cargo del vendedor.

Gastos: más allá del monto propio de la operación por la compra de la casa, el comprador debe saber que tendrá que pagar:

  • El 4% más IVA del valor de la propiedad, en concepto de la comisión inmobiliaria.
  • El 1% por el impuesto de sellos.
  • El 0,6% por la cesión de boleto.
  • Los honorarios del escribano que haya elegido, salvo que se trate de la primera escritura de una casa: en este caso el profesional lo elige el desarrollador/vendedor.

3. Aspectos edilicios

La casa: enamorarse a primera vista de una casa no siempre es el indicador más conveniente. Es preciso mirar con mucha atención la calidad con que fue construida la propiedad y, eventualmente, remodelada. Para uno y otro caso, la existencia de planos es una condición que no debe ser soslayada.

En la visita a la casa, el interesado por comprar debe también estar atento a la existencia de desniveles en pisos, balcones y terrazas, como a la presencia de grietas en paredes internas o externas, que pueden evidenciar una mala condición constructiva.

El moho en los tejados, las plantas trepadoras en muros externos o la acumulación de hojas en canaletas son otra información importante: pueden ocultar filtraciones o fuentes de humedad.

Agua corriente: pedir la constancia de la última desinfección del tanque de agua, probar la presión de las canillas y el despeje de las rejillas, y verificar la ausencia de malos olores y de pérdidas en los artefactos son medidas que se aconsejan tomar.

Un truco para saber más sobre la calidad del agua: si es posible, pedir un vaso de agua de la canilla en la visita a la casa. Esta simple operación es muy útil para evaluar, a través del sabor, si el agua sabe “raro” por la existencia de sarro o por la alteración de su PH.

Por supuesto, es clave revisar el funcionamiento de las griferías: si son antiguas, es probable que también los cueritos lo sean. Asimismo, no estará demás probar el sistema de riego y, de existir una pileta, verificar el funcionamiento de la bomba y el motor, y preguntar por el último service. En este sentido, si la pileta presenta un agua cristalina, independientemente de la época del año, esta será una buena prueba de su correcto mantenimiento (y de que todo funciona).

Finalmente, es fundamental mirar el estado de paredes y techos en todos los ambientes, y en especial en los ángulos, para detectar posibles humedades. La misma operación debe realizarse en las paredes interiores de los placares y bajo las escaleras. En esta tarea, además de la visión, serán de mucha utilidad el olfato y el tacto: la humedad siempre deja huellas.

Electricidad: como condición, la casa tiene que presentar jabalina visible -es una barra clavada a la tierra que se conecta a la propiedad a través de un cable-, tablero con disyuntor y descarga a tierra en todas las bocas de luz y tomacorrientes. Estos elementos de seguridad también deben estar en todas las construcciones comunes del country o barrio privado.

Para saber si la instalación eléctrica realiza sus funciones con normalidad, será preciso constatar que los enchufes no estén sobrecargados con zapatillas, que estos y los interruptores luzcan sin mácula que permita sospechar cortocircuitos, y que los aparatos de aire acondicionado tengan su conexión individual.

Consultar cuándo fueron las últimas veces que se cortó la luz (y por qué) también es una buena manera de conocer el estado de la instalación eléctrica y de sospechar la eventual existencia de fugas eléctricas.

En cuanto al exterior de la casa, observar con detenimiento que los cables sean los adecuados y que las luminarias funcionen correctamente será otra medida indispensable a tomar.

Gas: como en el caso del agua, es aconsejable probar el funcionamiento de todos los artefactos y verificar que su instalación y ventilación sean las correctas. En este sentido, será atinado desconfiar de salidas con demasiadas curvas o de una extensión exagerada, como de llamas que no sean azules.

Todos los artefactos que utilizan gas tienen que presentar válvulas de seguridad y su correspondiente matrícula de aprobación, con la información de la cantidad de calorías que proveen. Y todas las llaves, sin excepción, deben girar perfectamente y no servir para otros usos, como por ejemplo de perchero donde colgar repasadores o instrumentos de limpieza como plumeros o escobillones.

Usar la razón

Como se observa, el entusiasmo que despierta en el comprador la casa a comprar en un country o barrio privado de Zona Norte, si bien es teñido por cuestiones emocionales, no debe desatender aspectos propios de la lógica y del sentido común.

Comprar una propiedad es una decisión a largo plazo y necesita ser bien pensada. Si estás en ese plan, te invitamos a que visites la home de nuestra web y busques la casa de tus sueños.

Y si querés saber más sobre casas en countries y barrios privados del Gran Buenos Aires Norte

CONTACTANOS

Publicado en Zona Norte

Compartir en

Solicitar Tasación



Redes Sociales
YouTube facebook Twitter
Instagram Linkedin Google+
Teléfono
Casa Central